Cómo prevenir catarros en bebés

0
70
enfermedad-en-bebes

Prevenir catarros en esta época de frío, es posible? SÍ, y te damos algunos tips para que tengas en cuenta y puedas llevarlos a cabo. Y si, aún a pesar de llevar cuidado, nuestros pequeños cogen un catarro no dudéis en acudir al médico siempre que sean necesario.

 

Tener una buena higiene de manos

Sin darnos cuenta, tocamos muchas cosas y algunas pueden estar infectadas de virus (hay virus muy resistentes que se quedan en las superficies por mucho que se limpien). Por lo que es aconsejable lavarse bien las manos cuando se llega de la calle o se terminar de limpiar. Es conveniente desinfectarlas con los geles que hay para las manos. No dudes en decirle a las visitas que se laven las manos también antes de tocar al bebé. Aunque parezca un poco exagerado, esto te ahorrará enfermedades respiratorias.

Hay una web dedicada al lavado de manos, donde podréis encontrar información mas detallada.

 

Imagen: blog.jafqui.com
Imagen: blog.jafqui.com

 

Si vais a recibir visitas

Si algún familiar y/o amigo quiere visitaros para conocer al bebé pero pudiera estar algo acatarrado, lo mejor es intentar posponer la cita para cuando éste se haya recuperado (no tengáis miedo a “quedar mal”, la salud de vuestro hijo os lo agradecerá).

Y si alguno de los miembros que viven en casa estuvierais también acatarrados,  para prevenir, podéis usar mascarillas cada vez que tengáis que coger al bebé.

 

El ambiente en casa

Si en vuestra casa el ambientes es muy seco, podéis poner a ratos un humidificador para prevenir tener un ambiente seco (pero sin abusar de él, ya que provocaríais que las paredes cogiesen humedad). El ambiente seco no es bueno para las mucosas nasales en niños y adultos. También podéis poner recipientes con agua en los radiadores si no disponéis de humidificador.

Es aconsejable ventilar la casa todos los días, al menos 5 minutos. Obviamente, sacaremos al bebé de la estancia que vayamos a ventilar. Es bueno regenerar el aire a menudo.

 

imagen:humidificadores.com.es
imagen:humidificadores.com.es

 

Si vamos a salir

En esta época evitaremos cometer el error de llevar al bebé a grandes superficies donde se concentra mucha gente, como son los centros comerciales. Son un pozo de virus y por mucho que creamos que si el bebé va en el capazo no se podrá contagiar, estamos muy equivocados. Pero si al final por la razón que sea, vais de centros comerciales, una vez estáis dentro, desarropad al bebé. Si tu tienes calor ahí dentro, ellos también. Cometemos el gran error de no desabrigar a los niños en los sitios cerrados. Puede ser una lata quitar y ponerles los abrigos, pero gracias a eso podemos prevenir que cuando salen a la calle, el cambio de temperatura les pueda provocar que se acatarren.

Podéis aprovechar los días soleados (aunque sean fríos) y dar largos paseos. Les viene muy bien respirar aire puro, y si van abrigados no les tiene por qué pasar nada.

No hace falta tenerlos en una burbuja, pero siempre es mejor prevenir que lamentar. Y muy importante es que lleven al día el calendario de vacunas.

Compartir
Artículo anteriorPegatinas termoadhesivas para niños
Artículo siguiente¿Niño o niña? Métodos para conocer el sexo del bebé
Madre de dos niñas pequeñas que no quiere dejar escapar un segundo para verlas crecer. Trabajadora a tiempo parcial fuera de casa y a tiempo completo dentro! Me gusta disfrutar de las pequeñas cosas que nos da la vida, porque la vida es una sola y hay que vivirla como si no hubiera un mañana! Dejo escapar lo que pasa por mi cabecita a través de la escritura, y en este difícil camino de la maternidad, quiero compartir mis temores, dudas y aventuras con vosotros. ¿Me acompañáis? Mi twitter: @Penny_79

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here